CONEJO

¿CUANDO LLEVO A MI CONEJO AL VETERINARIO?

| | No Comments

Estos pequeños mamíferos pertenecientes a la familia de los lagomorfos se han convertido en una mascota muy popular en nuestros hogares. Los hay de diferentes tamaños, pelajes, colores… Y su carácter dulce y sociable los ha convertido en una mascota ideal para la familia.

Es por ello que debemos conocer todas sus necesidades para darles la mejor vida posible. Pero, ¿cuándo debo llevar a mi conejo al veterinario y para qué?

 

 

Primera visita: al adquirir una nueva mascota es recomendable una primera visita al veterinario para la revisión del estado de salud del animal y explicación de sus cuidados (bien sea gazapo o ya un conejo adulto). Esto incluye la exploración completa del animal: control de peso, revisión de ojos, orejas, boca y dientes, palpación abdominal… Recomendaciones sobre la instalación (jaula, bebedero, comedero…).

 

Alimentación: extremadamente importante para su buen estado de salud, base de enfermedades secundarios como sobrecrecimiento de dientes, problemas digestivos y malnutrición.

 

 

Recomendaciones sobre comportamiento y manejo: Cómo sociabilizarlo de manera correcta y hacer de nuestro conejo una mascota feliz y confiada; evitando problemas de miedo, agresividad, eliminación inadecuada…

 

 

 

 Vacunación: de mixomatosis y enfermedad vírica hemorrágica: son transmitidas por insectos, garrapatas y contacto directo con otros animales. De elevada peligrosidad para nuestras mascotas, pudiendo causar su muerte. Se pueden vacunar a partir de los 2 meses.

 

Desparasitación: tanto externa (pulgas, ácaros…) como internos (lombrices).

 

 

Castración (a partir de los 4-6meses). En hembras reduce riesgo de tumor uterino y aneurisma (se manifiesta con sangrado).

 

Problemas de comportamiento, agresividad…

 

O bien si observamos algún síntoma de enfermedad. Debemos estar atentos al comportamiento del conejo (ya que el dueño es el que mejor conoce a cada individuo) y tener en cuenta que debido a su condición de presa siempre tenderá a disimular los síntomas de enfermedad.

 

Debemos acudir al veterinario si…

 

… pasa más tiempo de lo normal quieto.

… no se acicala.

… baja o aumenta de peso de forma brusca

… no quiere comer o come menos.

… no defeca o el tamaño de las cacas es más pequeño, las hace en menor cantidad, pastosas o si tiene diarrea.

… bebe mucho, orina mucho o vemos sangre en orina.

… presenta caspa en el pelaje.

… presenta secreción en ojos/nariz o estornuda.

… vemos que los dientes sobresalen o están mal alineados.

 

 

Si tienes cualquier duda puedes venir a visitarnos con tu conejo

¡ESTAREMOS ENCANTADOS DE CONOCEROS!

Este texto también está disponible en: galego (gallego)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *